Balenciaga revive un clásico de los noventa, el scrunchie.

Ya conocimos lo nuevo de la marca española en su colección Resort 2018, pero lo que nos llamó la atención fue el uso de un particular objeto utilizado como accesorio para el cabello. Estamos hablando del scrunchie o más conocido como collet, pero no es cualquier tipo de collet, es ese que usabas en tu infancia, grande y de colores llamativos. De cuero brillante, azul eléctrico, fucsia, verde, amarillo oro, naranja y café, estos tonos combinan con las medias y zapatos de la colección.

Esta pieza tuvo su momento de gloria junto con los mom jeans y vestidos camiseros, Hillary Clinton los usaba junto a sus chaquetas Chanel y trajes de dos piezas. Entonces, ¿qué hace especial este collet de cualquier otro? Aparte del sofisticado diseño, éste lleva grabado la marca Balenciaga en letras doradas.